ITAM amenaza a alumnas que denuncien acoso, prensa y redes condenan, siempre no


Escucha nuestro podcast



Animal Político por la mañana publicó una carta compromiso que se entrega a alumnos o personal del ITAM, que funciona como un contrato de confidencialidad en caso de acoso sexual o abuso del mismo tipo. ¿La consecuencia? Para los alumnos, específicamente mujeres dados casos recientes de denuncia y concentraciones públicas, sería la expulsión. Y las trabajadoras o profesoras que quieran denunciar a algún jefe o colega serían despedidas.

La carta puede verse en la nota de Itxaro Areta en Animal Político, siendo además preocupante que la prioridad del ITAM estaría siendo evitar un escándalo para la institución más que el guardar la integridad de alguna investigación sobre el acoso o abuso sexual ya que la carta compromiso pide ser por tiempo indefinido y aún si el proceso administrativo ya hubiera terminado. Por ejemplo, en las denuncias contra personajes como Pedro Salmerón podrían ser más perjudicadas las denunciantes que el supuesto agresor.

Incluso, en marzo de este año -antes de la pandemia- hubo tendederos de denuncia, ante los riesgos de acusar de manera pública y en consecuencia a la justicia no conseguida por canales formales.


Luego de la publicación de la carta en Animal Político (y la ira en redes), el ITAM reaccionó en redes sociales para negar que el asunto sea cómo lo compartió el medio de comunicación. Sí existe la carta, dicen, pero “sólo respecto al proceso”.

En la misma misiva, reculan sobre las sanciones para aquellas que denuncien. Trasciende que hasta ahora, según el ITAM, no habían existido bajas o despidos por motivo de violar la carta compromiso.

_____

_____

Por supuesto, no se habló de que la mera existencia de esas cláusulas y sus consecuencias vulneraba la libertad de expresión de las víctimas.

**

Y hace seis meses:

 


Vídeo Recomendado



Previo

Más de un millón exigen proteger la Amazonía de las políticas ecocidas de Bolsonaro

Siguiente

Estás en la historia más nueva

Sin comentarios

Deja un comentario