La cereza del pastel Río 2016: Oficiales pierden llaves de estadio previo a competencia

Las cosas en Río de Janeiro no están bien rumbo a los Olímpicos. Hay varias razones, como la amenaza del virus del Zika. Leemos en El Mundo:

Los cuatro mejores golfistas del ranking mundial, el australiano Jason Day, los estadounidenses Dustin Johnson y Jordan Spieth y el norirlandés Rory McIlroy, renunciaron a participar en el torneo de golf alegando que era por el zika, en el regreso de este deporte a Juegos Olímpicos después de 112 años.

Aunque en el mismo artículo se apunta que otros deportistas norteamericanos no tienen miedo de los mosquitos o de la transmisión de enfermedades por vía sexual. Por supuesto, los preservativos están a la orden en la Villa Olímpica.

Otra preocupación es la seguridad en un país para muchos desconocidos. La delegación argentina teme sabotaje en sus cuartos debido a las constantes goteras y fallas en la construcción de los cuartos para deportistas. A los atletas australianos incluso les robaron computadora y maleta cuando evacuaron instalaciones a causa de un posible incendio (para el cual no servían las alarmas). Es el mismo contigente que había declarado con anterioridad que la Villa Olímpica era inhabitable.

Ahora, en lo que Deadspin llama gran simbolismo  ante el desastre de estos Olímpicos, resulta que las autoridades no encontraron las llaves de un estadio rumbo a un juego de fútbol femenil. Recordemos que hay competencias previas a la inauguración oficial.

El pilón de este recuento es el reporte de The Independent acerca de que los nadadores olímpicos sólo ocuparan tragar por accidente tres cucharadas de agua para contraer algún virus o enfermedad infecciosa.

Foto vía: https://www.flickr.com/photos/pedrokirilos/3640359022

 

_____

_____

Previo

Marcas ciudad en México y el mundo

Siguiente

Viernes de carcajadas

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *