Ya podría resolverse la asignatura pendiente del gobierno federal en la regulación de la marihuana

La Cofepris tiene una asignatura pendiente: desde 2017 ha fallado en su obligación de regular el uso médico de la cannabis. Esto tiene en un limbo a los pacientes que requieren medicamentos derivados para fines terapéuticos, desde la incertidumbre de la adquisición en forma de los productos medicinales hasta la omisión del sector salud para proveerlos por la seguridad social y con asesoría médica pública.

En El CEO y México.com leemos la historia de Carlos (un paciente que necesita medicamentos terapéuticos derivados de la cannabis) y su madre Margarita Garfias , quienes han emprendido por la vía legal una campaña para que el Ejecutivo cumpla su parte.

Carlos, el paciente que puede destrabar el acceso a la cannabis medicinal en México



Dice la nota de El CEO:

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) dejó en lista para la próxima semana la discusión sobre el caso de Carlos, un paciente que ha sido afectado durante casi dos años por las omisiones reglamentarias en materia de cannabis medicinal del gobierno mexicano y quien no ha podido obtener de manera legal el tratamiento de salud que necesita.

El paciente, que tiene discapacidad mental, sufre ataques epilépticos y necesita utilizar productos derivados de la planta para “mantener su calidad de vida”, dijo en conferencia de prensa su madre y promotora de la acción legal, Margarita Garfias.

Por otro lado, en México.com se ha publicado un especial acerca de Carlos y su madre, que habla de cómo ha mejorado la vida del adolescente de 15 años:

“Desde que nació Carlos, siempre teníamos una maleta lista en la puerta para ir al hospital de un momento a otro. Tenemos otra hija, dos años mayor que Carlos, y era un estrés enorme para ella ver cómo teníamos que pincharle las primeras medicinas antes de salir corriendo al hospital cuando las crisis epilépticas no paraban”, explica Margarita.

_____

_____

Pero un día, hace cinco años, Carlos cayó en un estado epiléptico del que no lograba salir. Así que Margarita y su médico decidieron probar con un aceite de marihuana alto en CBD, uno de los principales ingredientes psicoactivos de la planta. Las convulsiones de la epilepsia y las visitas al hospital disminuyeron mucho.

El meollo de todo esto es que de acuerdo al proyecto de sentencia de la SCJN, elaborado por Eduardo Medina Mora, reconoce que la inacción de la Cofepris es un atentado a los derecho a humanos en salud.

PARA LEER: Más información sobre el tema legal, en El CEO

Previo

Danny Trejo salva a bebé en accidente de tránsito

Siguiente

Policías violadores de menor podrían salir libres: preparan protesta para evitarlo

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *