Tres obras para conocer a Sergio Ramírez, Premio Cervantes de Literatura 2017

Sergio Ramírez nació el 5 de agosto de 1942 en Masatepe, Nicaragua. Además de ser escritor es editor,  periodista, abogado y político. Fue vicepresidente de Nicaragua durante los años 1985-1990.  Se retiró definitivamente de la política en 1996 para concentrarse en su trabajo literario.

Reconocido este jueves Premio de Literatura en Lengua Castellana Miguel de Cervantes, considerado el más importante del idioma español, el escritor nicaragüense se destaca como una pluma imprescindible de la literatura latinoamericana.

Es la primera que el Premio Cervantes es otorgado a un escritor centroamericano. Antes de recibir este galardón, el autor ha sido honrado con el Premio Internacional Carlos Fuentes a la Creación Literaria en Idioma Español, otorgado por el gobierno de México y nombrado Caballero de las Artes y de las Letras de Francia, entre otros reconocimientos. Su obra literaria está compuesta por más de veinte títulos.

A continuación te presentamos tres de sus libros más representativos:

  • Castigo Divino” (premio Dashiell Hammett, 1990).  El amor, el sexo, la intriga política y el poder económico se dan cita para crear una de las novelas más complejas y fascinantes sobre la sociedad centroamericana. Una cadena de asesinatos por envenenamiento tiene lugar en la ciudad de León, Nicaragua, en los años treinta. El presunto asesino, un brillante abogado y poeta, también será una víctima más, cuando su historia personal alcance dimensiones colectivas, y el sentido ético sea trastocado en vísperas de la dictadura perpetrada desde Nicaragua hasta Guatemala.
  • Margarita, está linda la mar” (premio Alfaguara de novela 1998 y Casa de las Américas 2000) En el transcurso de un homenaje que le rinde su ciudad natal, Rubén Darío escribe en el abanico de una niña de nueve años uno de sus más hermosos poemas: «Margarita, está linda la mar…»1956. En un café de León, una tertulia se reúne desde hace años, dedicada, entre otras cosas, a la rigurosa reconstrucción de la leyenda del poeta. Pero también a conspirar. Anastasio Somoza visita la ciudad, en compañía de su esposa, doña Salvadorita. Está previsto un banquete de pompa y boato.Habrá un atentado contra la vida del tirano, y aquella niña del abanico, medio siglo más tarde, no será ajena a los hechos.
  • Un baile de máscaras” (premio a Laure Bataillon a la mejor novela extranjera publicada en Francia en 1998).  Un niño va a nacer el 5 de agosto de 1942 en Masatepe, un pueblo como cualquier otro de Latinoamérica, y todos los acontecimientos imaginables parecen conjugarse sin descanso alrededor de aquel hecho, como en las pistas múltiples de un circo. Oculto detrás de la celebración de un baile de máscaras provinciano, el arribo de este pequeño al mundo es casi un asunto de suerte en medio de una batahola de sucesos que le confieren especial significado. Con un humor desbordado, una extraordinaria maestría en el tejido de tramas tan variadas y un dejo malicioso frente a lo que no es sino el origen de su propio nacimiento, en “Un baile de máscaras” Sergio Ramírez rinde homenaje a una época, un lugar y una gente que de tan específicos se vuelven universales y logra con ello una obra singular en la narrativa.
Previo

Acapulco Noir, un festival de literatura policiaca en el estado más inseguro del país

Siguiente

Investigadores veracruzanos crean con la caña de azucar un material más fuerte que el concreto