Revelan el horror migrante que la CNDH ocultó e institución amenaza con sanciones… al medio que investigó

Aunque usualmente la atención suele ir al trato inhumano que sufren los migrantes latinos en la frontera de México con Estados Unidos, del lado norteamericano, en años recientes se ha difundido más de la ironía de que el horror también está del lado mexicano.

Peor aún, la CNDH lo tiene documentado pero lo oculta. Esto fue revelado en un reportaje reciente de Animal Político sobre la sistemática operación por parte de la institución para silenciar la pesadilla migrante en nuestro país.

Dice el artículo de Manu Ureste y el equipo de Animal (que debes leer completo):


Entre septiembre de 2019 y febrero del año pasado, la CNDH elaboró 32 documentos con testimonios que narran torturas, amputaciones, violaciones, y asesinatos de personas migrantes, entre las que habría mujeres, niños, niñas y adolescentes. En las agresiones estuvieron involucrados integrantes del crimen organizado, pero también funcionarios estatales y federales de la policía, según el relato de las víctimas. 

Los documentos a los que Animal Político tuvo acceso muestran que los testimonios fueron tomados por la CNDH en seis estaciones migratorias y estancias provisionales de detención, así como en 12 albergues de la sociedad civil en el norte, centro y el sur del país. 

[…[

A pesar de lo anterior, la CNDH ha optado por mantener oculta la información por más de un año, y no dar a conocer públicamente estas violaciones. No lo ha hecho en comunicados, ni en recomendaciones, ni en un informe especial. Ni siquiera hizo mención a un solo caso de secuestros de migrantes en el primer informe de actividades de Rosario Piedra al frente de la CNDH, el pasado 20 de noviembre. 

El reportaje es revelador y contiene bastantes detalles acerca de los abusos que sufren aquellos que buscan migrar hacía Estados Unidos, desde el maltrato y explotación de grupos armados para obtener algo de dinero hasta la negligencia o complicidad de autoridades.

_____

_____

LEER REPORTE COMPLETO EN ANIMAL POLÍTICO

Todavía más terrible es que luego de la publicación en la CNDH comenzaron una operación, no para resarcir los daños o poner manos a la obra con autoridades correspondientes, sino para castigar a quienes pudieron haber filtrado la información.

En el mismo medio, se indica que Rosario Piedra Ibarra está molesta no porque su dependencia guardó silencio cómplice sino porque Animal Político obtuvo la información. ¿El pretexto? El derecho a la privacidad de las víctimas, a pesar de que en el sitio web se guardó toda la discreción posible.

En redes sociales, el reportero Manu Ureste habla de una estrategia de “desmentir y amedrentar” por parte de la Comisión, la cual primero ignoró los llamados de Animal Político para declarar previo a la publicación.

 


Vídeo Recomendado



Previo

No hay que olvidar que el subalterno del Gober Precioso está con Morena en la Cámara

Siguiente

Nueva contrainsurgencia: Colectivos denuncian guerra de desgaste contra el EZLN

Sin comentarios

Deja un comentario