Después de 2 años, declaran culpable al asesino de Lesvy Berlín

ACTUALIZACIÓN:


Será hasta el próximo 11 de octubre de 2019 cuando el Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad de México (TSJ) dicte el fallo de la culpabilidad o no de Jorge Luis González en el feminicidio de Lesvy Berlín Rivera Osorio, la joven de 22 años que fue hallada sin vida el 3 de mayo de 2017 con un cable de teléfono de una caseta pública enredado en su cuello, en el campus de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Una vez concluido este 4 de octubre el desahogo de pruebas en el juicio oral por el feminicidio de Lesvy, el Tribunal conformado por los jueces José Juan Pérez Soto, Adolfo Rodríguez Campo y Octavio Reyes, decidió tomar un receso hasta el 11 octubre para escuchar los alegatos finales de la Procuraduría General de Justicia capitalina (PGJ), la defensa legal de la familia de Lesvy así como del acusado Jorge Luis González.

Las tres partes tendrán entre 20 a 30 minutos para resumir lo que se escuchó alrededor de ocho audiencias que comenzaron formalmente el 10 de septiembre y en las que comparecieron cerca de 70 testigos. La PGJ ha solicitado 60 años de prisión para Jorge Luis por asesinar a Lesvy, como el final de la violencia que ejerció en la relación que mantuvieron por cuatro meses.

_____

_____

En tanto, la asesoría pública de Jorge Luis insiste que la joven de 22 años cometió suicidio esa madrugada en Ciudad Universitaria. Será el próximo viernes cuando la Justicia mexicana finalmente determine si el caso fue suicidio o feminicidio.

El Juez que preside el proceso, Juan Pérez Soto, expresó que consideran el plazo de una semana necesario para analizar la información que vertieron personal pericial del Instituto de Ciencias Forenses (Incifo), policías de investigación de la PGJ, peritos independientes propuestos por la defensa legal de la familia de Lesvy, personal de vigilancia de la UNAM y amigos de Lesvy.

Araceli Osorio Martínez, madre de Lesvy, ha salido decepcionada de esta audiencia, manifestó al concluir. Pues a 2 años, cinco meses y un día de que su hija fue hallada sin vida, esperaba finalmente acercarse a la verdad y justicia que han exigido.

Y es que el juicio oral ha durado dos semanas más de lo planeado. Este 4 de octubre se esperaba que compareciera en el Juzgado del Reclusorio Oriente la última testigo por parte de la defensoría pública de Jorge Luis, la entonces directora del Instituto de las Mujeres de la Ciudad de México -hoy Secretaría de las Mujeres-, Teresa Incháustegui Romero.

Incháustegui se presentó a la sala oral pero de último momento los abogados del acusado se desistieron de su testimonio.

Este día también había la posibilidad de que Jorge Luis declarara, incluso le explicó el Juez Pérez Soto, podía reservarse de responder las preguntas que consideraba podían perjudicarlo. Pero asesorado por sus abogados, Jorge Luis decidió no exponerse al interrogatorio de los agentes de la PGJ y abogadas de la familia de Lesvy, no sin antes decir al Tribunal que él “amaba a Lesvy, no la lastime y no la mate”.

La madre de Lesvy no guardó silencio ante la declaración de Jorge Luis: “cuando uno ama no lastima”, le respondió ante los jueces y la sala repleta de prensa, público que la acompaña solidariamente y una observadora de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

Lesvy Berlín fue hallada sin vida por personal de vigilancia de la UNAM durante la madrugada del 3 de mayo de 2017 en una caseta telefónica frente al Instituto de Ingeniería. A pesar de que en su cara Lesvy presentaba lesiones y en los videos de vigilancia se observa que Jorge Luis la violenta momentos previos a su muerte, dos meses después la PGJ anunció que Lesvy se había suicidado enfrente de su pareja.

Las autoridades acusaron a Jorge Luis del delito de homicidio por no impedir el suicidio de Lesvy, por lo que la familia de la víctima recurrió a un amparo que les fue concedido en octubre de 2017 por la Quinta Sala Penal del TSJ, quien demandó reclasificar el caso a feminicidio agravado por irregularidades en la investigación.

Las inconsistencias del caso

Fue un experto internacional, el médico forense José Mario Najera Ochoa, quien desmanteló científicamente la hipótesis que Lesvy Berlín Rivera Osorio cometió suicidio; pues se encontraba en estado de indefensión por el consumo de sustancias tóxicas y no hubo un nudo en el cable encontrado alrededor de su cuello.

El experto internacional traído al juicio oral por las asesoras jurídicas de la familia de Lesvy, pertenecientes al Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio y Justicia Pro Personas AC, no sólo compareció para tomar parte del interrogatorio por su dictamen en medicina forense sobre el caso, sino que dio una cátedra en el Juzgado del Reclusorio Oriente de cómo deben investigarse con debida diligencia las muertes violentas de mujeres.

Najera Ochoa ha destacado por sus aportes periciales para el esclarecimiento de hechos violentos durante el conflicto armado en Guatemala, es especialista en la indagación médico forense del delito de feminicidio, y ha intervenido en casos históricos como el feminicidio de Mariana Lima, ocurrido en el Estado de México y por el cual, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) delineó los estándares de investigación en las muertes violentas de mujeres. A Mariana al igual que Lesvy, se les señaló de cometer suicidio.

Najera explicó al Tribunal que la causa de muerte de Lesvy Berlín fue asfixia por estrangulamiento; un victimario tuvo que tomar el cable del teléfono de la caseta ubicada en el Instituto de Ingeniería de la UNAM, colocarlo en su cuello y jalarlo en forma de “u”, posicionándose al lado izquierdo, un poco adelante de la víctima, explicó.

Con información de Cimac NoticiasDesinformemonos.

Previo

Nobel de física para historiador del cosmos y cazadores de planetas

Siguiente

Crisis alimentaria puede alcanzar a 5000 millones de personas

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *