Mujeres de Chiapas se unen contra la industria de la Palma Aceitera

“Nos dimos cuenta, los arroyos están siendo contaminados”

En Chiapas, existen más de 60 mil hectáreas de monocultivos de palma aceitera y se espera que sigan incrementando y afectando vidas, tierras y territorios. Chiapas, representa más del 70% de toda la palma sembrada en el territorio nacional. La organización Agua y Vida: Mujeres, Derechos y Ambiente, realizó un Seminario web en el que expusieron la situación que viven las mujeres frente al monocultivo de la palma aceitera en el estado, en el que las participantes manifestaron la necesidad urgente de evidenciar lo que la palma aceitera supone para sus vidas, tierras y territorios.


Vea aquí el seminario web

Las autoras del estudio señalaron como este monocultivo se relaciona con otro megaproyecto de soporte extractivo en la zona: “El Tren Maya” pieza más visible del llamado Proyecto de Reordenamiento Territorial del Sur-Sureste, y uno de los proyectos estrella de la actual administración federal. Afirman, esta obra de infraestructura servirá principalmente como ruta de extracción de materias primas básicas, entre ellas la palma aceitera.

Guadalupe Núñez, integrante de Mujeres de la Costa en Rebeldía, detalló que en la región Tonalá-Pijijiapan a las personas las han convencido de que la siembra de estas palmas son el futuro, por lo que, tendrán grandes ganancias, pero no les dicen las consecuencias que vendrán con el tiempo, además, no solo afecta a los que siembran, sino también a todas y todos los de alrededor. Consideró preocupante el cómo fueron engañados los campesinos con sus grandes extensiones de tierra para cultivar la palma aceitera que, con el tiempo provocará diversos daños, como la deforestación y la contaminación del agua.

Con información de Agua y Vida: Mujeres, Derechos y Ambiente y EDUCA

_____

_____


Vídeo Recomendado



Previo

Empresa distribuidora de dulces y juegos infantiles cobró 2 millones por cursos a Fiscalía de la CDMX

Siguiente

Estás en la historia más nueva

Sin comentarios

Deja un comentario