Denuncian por violación al director de orquesta Enrique Bátiz

Enrique Bátiz actualmente es director emérito de la Orquesta Sinfónica del Estado de México tras haber sido director titular por 40 años pero algunas denuncias públicas exigen, al menos, la revisión de su nombramiento. En Plumas Atómicas el día de ayer retomaron las declaraciones en Twitter de la violinista Silvia Crastan, quien declaró haber sido violada en 1996 por Bátiz. Citamos:

Subieron al cuarto. Bátiz cerró la puerta, la arrojó a la cama, la inmovilizó y le bajó los pantalones. Aunque ella le rogaba que no le hiciera daño, él no se detuvo. Como ella era virgen, sangró.

Ella cuenta que no acudió a la policía porque estaba traumatizada.


Publicidad

Enrique Bátiz se fue de Suiza al día siguiente. El profesor de Crastan no hizo nada por contactarlo. Tampoco hubo respuesta de la Orquesta Sinfónica del Estado de México, a quienes la violinista envió una carta: “Les escribí contando lo sucedido”, dice. “No hubo respuesta, nadie reaccionó”.

Apenas ayer, y con varias acusaciones por detrás, Bátiz fue nombrado director emérito al haber sido retirado de la titularidad diaria de la OSEM.


En noviembre del año pasado el medio musical especializado Codalario difundió acusaciones de otro tipo hacía Bátiz: las de maltrato a personal y músicos de la orquesta, ante la supuesta frustración de un hombre limitado por el mal de Parkinson y su desquite con una orquesta que cada vez encontraba más complicada la tarea de seguirlo:

 La capacidad profesional del Mtro. Bátiz es cada vez más disminuida en sus habilidades como consecuencia del agravamiento de sus males físicos, la comunicación verbal ante la orquesta es casi nula, es inaudible y su motricidad corporal es cada día más desconectada de lo que su mente pretende manifestar y da como resultado un desorden de sonidos, parte de los músicos queremos tocar con el ritmo propio de la música y otros pretenden seguir los movimientos inconexos de la mano del maestro.

[…]

La programación de las temporadas es de una repetición de hartazgo se puede consultar ciclos recientemente pasados y se constatará lo aquí dicho, misma música, directores y solistas. Algunos de ellos son de buena calidad artística, pero el 80% de los demás van de lo mediocre a lo malo, que en otras orquestas serían vetados para siempre y en la OSEM su regreso es constante. Ello como respuesta de los intercambios que se acostumbran dentro de la agencia italiana en la que el Mtro. Bátiz es miembro.

En Codalario también se compartió una lamentable escena de Bátiz donde llamó “mierda licuada” al trombón tercero:

En diciembre del 2017 Bátiz fue denunciado formalmente por acoso sexual en la instancia de Derechos Humanos correspondientes al Estado de México. Así lo reportó el medio local El Informante:

Bátiz Campbell ha sido señalado por su propensión a tratar de abusar sexualmente de las integrantes femeninas de la OSEM, de acuerdo con declaraciones que algunas de sus integrantes han expuesto a lo largo de los años. Pero ahora, una de sus colaboradoras no se quedó callada y denunció el abuso al que estaba siendo sujeta en su ámbito laboral, y la queja se siguió de oficio como lo marcan los cánones legales.

De acuerdo con el expediente del expediente CODHEM/TOL/912/201. del organismo defensor de los derechos humanos en la entidad, se puede establecer que ante la queja de acoso sexual contra de Bátiz Campbell, visitadores de la Comisión de Derechos Humanos mexiquense entablaron un diálogo directo con los titulares de la Orquesta Sinfónica y con el mismo personaje señalado como acosador.

Los tuits de Silvia Crastan

Previo

Mostrar tus sentimientos no te hace vulnerable: la psicóloga del Barcelona

Siguiente

El sistema pepenador al desnudo, un retrato sórdido del mundo en la obra '120'