Casa de las Muñecas Tiresias celebra su primer aniversario en el Centro Cultural Universitario Tlatelolco

Por Andrea Jiménez

El pasado martes 2 de abril, la asociación Casa de las Muñecas Tiresias celebró su primer aniversario en el Centro Cultural Universitario Tlatelolco, en un acto donde presentó un informe anual de actividades. «El objetivo de esta jornada es dar a conocer la labor de nuestro equipo y mantener un compromiso de transparencia con la sociedad y el resto de organizaciones», explicó la activista y presidenta de la asociación civil, Kenya Cuevas, quien la fundó tras el homicidio de su compañera trans Paola Sánchez Romero, asesinada en 2016 mientras ejercía como trabajadora sexual.

Cuevas, tras ser testigo de la muerte de su amiga en 2016 y de la falta de reacción por parte de la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México, comenzó entonces una lucha para acabar con la impunidad que rodea los crímenes cometidos contra las mujeres trans en México.

No más de un año desde su fundación, Casa de las Muñecas Tiresias se ha posicionado ya como un agente clave en el activismo para la defensa de los derechos humanos y la búsqueda de una sociedad inclusiva para las mujeres trans y otras poblaciones vulnerables.

Entre las diversas actividades que lleva a cabo la organización, destaca el seguimiento y la documentación que realiza en torno a los asesinatos cometidos de mujeres trans en México y su denuncia por actos de discriminación contra la comunidad LGBTTT.

Además del servicio de acompañamiento que ofrece a todo el colectivo de mujeres trans,–recién salidas de prisión, en situación de calle, con adicciones y trabajadoras sexuales–, Casa de las Muñecas Tiresias ofrece servicios funerarios y sepultura digna a aquellos casos donde no existe familia o redes de apoyo que se hagan responsables de la fallecida.

La entidad da también acompañamiento y orientación para el cambio oficial de identidad de género, atención psicológica para la reasignación de sexo y género, así como atención para la obtención de documentos oficiales, como actas de nacimiento e identificación.

Entre las poblaciones clave con las que trabaja la identidad se encuentran las personas portadoras de VIH y personas con adicciones y en situación de calle, a quienes ofrece atención médica y suministro de medicamentos.

Por otro lado, Casa de las Muñecas Tiresias se mantiene muy activa en la organización de talleres sobre el VIH, entre otras infecciones de transmisión sexual, I.T.S (Infecciones de Transmisión Sexual), así como en el fomento de actividades culturales en conjunto con la asociación Comunidad Nueva, con quien comparte sede en la colonia Guerrero.

Cabe destacar la participación de Cuevas en diversas iniciativas en conjunto con el Gobierno de la Ciudad de México para proteger los derechos de la población LGBTTT. Un ejemplo es el Protocolo Nacional de Actuación para el Personal de las Instancias de Procuración de Justicia en casos que involucren la Orientación sexual y la Identidad de Género que lanzó la Jurisprudencia de Justicia el pasado agosto de 2018; o los distintos convenios firmados con el Instituto de Reinserción Social con el objetivo de que sus programas contemplen las necesidades de condición de mujeres trans.

Según el informe presentado por Casa de las Muñecas Tiresias en su aniversario, más de 1.500 personas fueron atendidas por esta organización en 2018, ya fuera en la aportación de insumos, pruebas de VIH y otras enfermedades realizadas, así como en diversos tipos de acompañamientos.

«Ha sido un año de mucho trabajo y mucho esfuerzo por parte del equipo, pero cada vez crecemos más y nos llegan más personas que necesitan nuestra ayuda. En lo que va de año ya llevamos casi 200 personas atendidas», declaró Cuevas, quien clausuró el acto dedicando sus últimas palabras a Paola. «No olvidemos que estamos aquí por ti, amiga, tú eres el motivo de que Casa de las Muñecas Tiresias exista y se mantenga activa. Siempre estás y estarás presente».


Vídeo Recomendado

Previo

La numeralía detrás de #MeTooMx y más desde el Foro #MeTooMexico

Siguiente

¿Por qué está en riesgo la candidatura de Barbosa en Puebla?

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *