Crean acervo de actividades culturales desarrolladas en la CDMX y el Edoméx

Integrado por miles de documentos y fotografías de actividades culturales desarrolladas en la Ciudad de México y la zona norte del Estado de México, el Archivo Hormiga Marisol Gutiérrez supone uno de los testigos históricos más importantes sobre la labor de grupos y productores independientes.

En una actividad convocada por la Secretaría de Cultura, a través del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura, se llevó a cabo la presentación el pasado 14 de marzo de esta base de datos de acceso público, proyecto de la periodista, artista visual, escritora y cronista Marisol Gutiérrez Garduño.

La también activista cultural estuvo acompañada por Julio Arellano Velázquez, Yolanda García Bustos y José Sevilla Vázquez durante la presentación del acervo, llevado a cabo en el Centro de Creación Literaria Xavier Villaurrutia. Gutiérrez Garduño mencionó que el Archivo Hormiga constituye el mayor proyecto de su vida.

“El archivo se titula así por su aptitud roja y porque me apasiona y adoro a Marx, quien sigue estando vigente; además de que, de acuerdo con la antigua leyenda, la hormiga roja fue la que guió a Quetzalcóatl por Azcapotzalco”, mencionó la autora del proyecto.

Marisol Gutiérrez Garduño informó que el archivo consta de 150 DVDS; 44,617 fotografías; más de mil 177 videos; alrededor de 212 audios; así como testigos de 1,038 pinturas, dibujos y grabados; 196 esculturas; 190 exposiciones colectivas e individuales y 291 eventos literarios, entre otras actividades llevadas a cabo entre 1997 y 2019, es decir, en un periodo de 21 años.

El archivo comienza desde los años setenta —dijo la creadora—, pero hay muchos testimonios casi imposibles de rescatar.  Parte de 1996 cuando La hormiga roja se convierte en fanzine y de ahí en revista y posteriormente en periódico. Más tarde apareció La hormiga culta, de corte literario, y La hormiga minera, surgida en Zacatecas, con el fin de rescatar esta cultura.

Los temas que trata el Archivo Hormiga Marisol Gutiérrez son de eventos literarios, refirió la creadora del proyecto, presentaciones de libros y lecturas, así como actividades plásticas, visuales y de otros géneros como danza y teatro independiente.

Garduño también dio a conocer que, por medio del archivo, busca rescatar el papel de las mujeres en las diversas actividades artísticas y culturales del país, pues hay una parte del acervo que está dedicado específicamente a la participación femenina y sus aportaciones durante esos años.

Finalmente, la creadora del archivo dijo que el proyecto surgió de su pasión por el periodismo cultural y por el deseo de ser testigo y gestora de la conservación de la memoria de los grupos y productores independientes, así como de la historia que le ha tocado vivir: “Quise recrear toda la vida cultural de mi tiempo en todos los ámbitos”.


Vídeo Recomendado

Previo

Titular del INE interpone amparo para evitar reducción a su salario

Siguiente

Miradas sobre el aborto en la literatura

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *