Detuvieron a Jorge Ramos porque no le gustó la entrevista a Maduro

El periodista Jorge Ramos, mexicano de nacimiento y celebridad de la cadena Univisión, fue privado de su libertad algunas horas (se habla de cinco) en Venezuela luego de que al presidente Nicolás Maduro no le pareciera el tono de la entrevista que se estaba desarrollando entre él y el comunicador.

Trasciende que el equipo que acompañaba a Ramos también estuvo privado de su libertad. Leemos más detalles en El Financiero:

Un grupo de periodistas, encabezado por Jorge Ramos, fue detenido este lunes en el Palacio de Miraflores en Caracas, mientras entrevistaban a Nicolás Maduro, acusó Univision.

“Atención: Un equipo de @Univision, encabezado por @jorgeramosnews, está siendo detenido arbitrariamente en el palacio de Miraflores en Caracas. Estaban entrevistando a @NicolasMaduro pero a él no le gustaron las preguntas. Su equipo técnico también fue confiscado”, tuiteó el medio.

Una hora después, el jefe de Noticias de la cadena, Daniel Coronell, dijo que Ramos y sus compañeros fueron liberados, aunque “los equipos y el material de la entrevista que no le gustó a Nicolás Maduro fueron confiscados”.

Aunque el gobierno del presidente mexicano López Obrador ha sido amistoso con Maduro, tomando en cuenta su decadente popularidad en el mundo occidental, el día de hoy al menos el canciller se manifestó sobre el virtual secuestro de un connacional:

Luego de cinco horas, el equipo de Univisión fue liberado.

A pesar de que el gobierno de Maduro dio la nota internacional, los tratos contra Ramos y sus compañeros no mejoraron:

Y, para terminar, esto es lo que dijo Ramos al ser liberado. Nótese como se refiere a Maduro como líder y no presidente.

De acuerdo al mexicano, la molestia de Maduro surgió inmediatamente después de que le mostraran pietaje de jóvenes venezolanos comiendo deshechos. Con Maduro furioso, explica, un ministro ordenó confiscar las cámaras y demás aditamentos (que nunca les devolvieron) para posteriormente mandarlos encerrar.

Más detalles

El siguiente vídeo, fuerte e incómodo, fue el que generó la ira de Maduro y dos de sus ministros en los momentos previos a detener a los periodistas. La escena es perturbadora: jóvenes escarbando en un montón de deshechos para encontrar algo que comer. Eso irritó al líder venezolano.

En su detención, el gobierno venezolano intentó espiar en el teléfono de Ramos, pero éste negó darles la clave:

Luego de esto, no fue un simple encerrón, sino una situación realmente hostil para el staff de Univisión en Miraflores:

Al final, la cancillería de México ha exigido que se regresen sus materiales y grabaciones a Jorge Ramos y sus compañeros. Dice el comunicado oficial:

La Secretaría de Relaciones Exteriores mantiene seguimiento puntual a lo ocurrido hoy en Caracas al periodista Jorge Ramos Ávalos y al camarógrafo Martín Guzmán Monroy, ambos de nacionalidad mexicana, así como al resto de su equipo.

El Gobierno de México confirmó, por medio de sus representaciones en el exterior y de Univisión Noticias, que el grupo de periodistas fue liberado tras ser detenido en el Palacio de Miraflores. Los ciudadanos mexicanos y el resto de los periodistas se encuentran a salvo.

El Gobierno de México ha presentado su protesta y preocupación al Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela por lo ocurrido. Asimismo, se ha solicitado se restituyan equipo y materiales a Jorge Ramos y a sus colaboradores. Nuestro país hace un llamado al respeto de la libertad de expresión y refrenda su obligación en defensa de la seguridad de los ciudadanos mexicanos en el exterior.

 


Vídeo Recomendado

Previo

La responsabilidad germana en Ayotzinapa: justicia parcial a la alemana

Siguiente

Sobre el PES y el posible fraude a la Constitución por el Tribunal Electoral

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *