Ecatepec, municipio de las mujeres que “se van con sus novios”

 

El estado de México es la entidad más peligrosa para ser mujer en México. En 2015 el Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio, una entidad no gubernamental que agrupa a 49 organizaciones de derechos humanos y de mujeres, documentó la desaparición de 1.554 mujeres. Un año después el Observatorio Ciudadano en contra de la Violencia de Género, Desaparición y Feminicidio en el Estado de México (Mexfem) registró  236 feminicidios, lo cual coloca a ese estado como el puntero en estos crímenes en todo el país.

Ecatepec es el municipio que más casos aporta a las cifras anteriores. De las desapariciones en 2015, 400 sucedieron en Ecatepec (la mayoría son mujeres entre los 15 y 17 años). Mientras que de los feminicidios, 39 ocurrieron ahí.

A pesar de que desde 2015 el gobernador Eruviel Ávila Villegas decretó la Alerta de Violencia de Género (AVG) en 11 municipios, incluyendo a Ecatepec, el ambiente de inseguridad y amenaza sigue siendo el mismo. Apenas la semana pasada se dio a conocer el caso de “la cuadra de las desaparecidas”, ubicada en la colonia Jardines de Morelos, una calle que en 2012 fue escenario para la desaparición de tres niñas. Una de ellas era Luz del Carmen de 13 años, quien fue enterrada la semana pasada en Texcoco.

Este, el municipio que con más de 1.7 millones de habitantes es el más poblado del país, sufre también del cinismo de sus gobernantes.

A pesar de la evidente crisis de seguridad, Indalecio Ríos, el presidente municipal declaró en una entrevista para la revista Chilango que las mujeres desaparecidas en el municipio no son un problema, pues asegura que:

“Lo que no hay es un esquema en el que haya grupos que estén robando jovencitas. Hay casos, sí hay casos, cada uno con sus especiales circunstancias… Muchos casos son por descomposición familiar, o porque se van con el novio, o se van con un familiar, y no avisan. El 90% de los casos son temas familiares. Los otros casos los cuidamos mucho y los trabajamos de manera muy cercana con la Fiscalía”.

Según los dichos de Ríos, Ecatepec no sería uno de los focos rojos de violencia machista en el país, sino un municipio en el que en lo que va de año 40 mujeres (más de una por semana) habría decidido “irse con el novio” a alguna dimensión desconocida, así, súbitamente y sin dejar rastro alguno. Lo cual sería afirmar, por otro lado, que la integridad de una mujer desaparecida está garantizada cuando la última persona que la vio con vida fue su pareja, cuando en definitiva no es una garantía.

Previo

La promesa de la Transparencia en México: Superemos el debate, comencemos a construir

Siguiente

La versión de "Antígona" que no te puedes peder, producida por Teatro UNAM