¡Se viene el estallido!… Comienza el Autogestival 2016

Bueno, quizá ahora te estarás preguntando ¿Qué es esa cosa del Autogestival 2016 y porqué representa un estallido?… En principio de cuentas tendré que aceptar que el título de la nota es de esos que tiene por objetivo multiplicar los clicks que finalmente te han llevado hasta aquí, así que lo primero que debo aclarar es que no habrá ningún estallido (o por lo menos no uno de esos que se asocian a lo catastrófico) ya que a mí parecer ese encuentro de proyectos autónomos es más como una silenciosa revuelta que eventualmente podrá transformar el estado lamentable de nuestra sociedad actual.

Y es que aunque resulta difícil sostener esta premisa, resulta que es igual de válido tomarla como eje de construcción personal en comparación con cualquier otra de las rutas político-sociales que asumen tener las respuestas a dichos problemas. Y en mi experiencia personal es una de las mejores apuestas porque el centro de su propuesta es simple y llanamente el trabajo, algo profundamente olvidado por los intelectuales orgánicos de ayer y hoy (y seguramente de mañana), y porque a mí parecer no hay sistema más resistente que el que opera con autonomía.

En su página oficial se encuentra una descripción concisa y clarificadora de su apuesta, ya que más que un Festival de Proyectos Autogestivos es descrito como un espacio de encuentro autónomo, en donde se busca propiciar la voluntad y las condiciones para compartir, intercambiar, compilar y difundir herramientas autogestivas, en colaboración con mas proyectos que con sus propios medios buscan alternativas culturales, políticas, económicas, de salud, alimentarias, de vivienda, ambientales, tecnológicas, científicas, educativas, medios libres y para la defensa de los derechos humanos.

Esta es su cuarta edición y algo que sorprende es que absolutamente toda la organización se hace de manera autónoma, sumando a cientos de personas, colectivos, cooperativas, centros culturales y demás proyectos, en un esquema horizontal que sin duda me parece un ejemplo a seguir en este tipo de procesos. Aquí no intervienen las estructuras institucionales de ninguna manera, de hecho uno de sus principios fundamentales es actuar con completa autonomía del Estado y del gran capital (empresas, transnacionales, etc.), demostrando que es suficiente con sumar esfuerzos comunitarios para construir eventos y proyectos de enorme alcance, que a su vez se convierten sin duda en una alternativa al sistema dominante.

La forma en la que se organiza es ejemplar, sobre todo para aquellas personas que están interesadas en construir desde los principios de la horizontalidad, el apoyo mutuo, las economías alternativas y el respeto al ambiente. Y aunque es absolutamente necesario acercarse con trabajo activo para entenderla del todo, se puede visualizar como una construcción orgánica que avanza desde múltiples reflexiones colectivas a lo largo del año, y que ahora acordó por consenso el siguiente programa de actividades:

 

dia1web
dia2web

dia3web
dia4web
dia5web

dia6web

En esas cinco jornadas se estarán dando cita más de 100 proyectos para compartir sus experiencias y fortalecer alianzas. Aunque cabe señalar que lo más impresionante de lo que sucede en estos días es lo que no se ve; el esfuerzo permanente de una cultura naciente que avanza lenta pero sostenidamente y que por lo mismo se extiende prácticamente en toda el área metropolitana y que se nutre de otras cientos de experiencias que florecen en otros estados.

Tengan presente esto, la riqueza y diversidad deslumbrante que despliegan las estructuras vivas provienen de una solitaria proeza de la materia inerte; la célula es el resultado emergente de un sistema complejo y desde su aparición se expandió en las más diversas formas, millones de ellas (nosotrxs incluidxs). Es por eso que para mí el Autogestival no es poca cosa, es la materialización de un proyecto político de grandes dimensiones (aunque a los clásicos les cueste aceptarlo) porque finalmente, para mí representa la acumulación de otro tipo de estructuras autónomas (o en vías de serlo) que esperan su turno para tomar las riendas en un mundo en crisis e insostenible, la reunión de miles de mujeres y hombres adquiriendo y compartiendo saberes, recuperando oficios, almacenando un arsenal de herramientas (personales y en colectivo) para declarar su libertad ejerciéndola. En suma, es el punto (uno de ellos) donde se forjan las personas que siembran hoy y cosecharán mañana cuando el inminente colapso nos alcance.

¡La autonomía es la vida… la autogestión es la fuerza!

_____

_____

Texto de Jesús Vergara (colaborador de Tercera Vía e integrante del Proyecto ALTERIUS) | Con información de la página oficial de Autogestival

 

Previo

40 años del punk en el centro y en las periferias.*  

Siguiente

Crean la primera red neuronal fotónica del mundo

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *