México, el tercer país con más deplazados en América Latina.

La guerra contra las drogas en México ha causado más problemas que soluciones en nuestro país durante los últimos 8 años. Desde el inicio de la administración de Felipe Calderón, el país sufrió una ola de violencia envuelta en homicidios, secuestros, extorsiones, robos, violaciones a los derechos humanos etc. Enrique Peña Nieto ha continuado con esta política punitiva en contra del crimen organizado causando eventos sanguinarios como la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, el asesinato extra-judicial en Tlatlaya, etc.

Los altos niveles de violencia en México comenzaron a generar otro problema que nuestro país no había visto desde tiempos de la revolución mexicana. Miles de personas dentro del país se han visto en la necesidad de dejar sus hogares para buscar nuevos lugares más seguros en donde puedan continuar con su vida. El desplazamiento interno en México se ha convertido ya en un problema causado por la guerra contra las drogas que hasta el momento sólo ha llenado nuestras cárceles, aumentado el consumo de drogas y obligado a miles de personas a dejar sus hogares.

De acuerdo con el informe del “International Displacement Monitoring Centre” elaborado en 2015, México es el tercer país en el continente americano con el mayor número de desplazados internos. Es decir, personas que dejan sus viviendas para migrar a otros lugares pero dentro de su país. El país con más desplazados en el continente es Colombia con más de 6 millones de personas. Este país ha sufrido grandes problemas de violencia debido a las guerrillas, los grupos paramilitares y las bandas del crimen organizado. En segundo lugar se encuentra El Salvador con 288,900 desplazados. El país centroamericano se ha visto envuelto en una ola de violencia originada por pandillas como la M-13 que se han convertido en brazos armados de carteles colombianos y mexicanos.



México por su parte registró en 2015 con un total de 281,400 desplazados. Este número de personas que dejan sus hogares debido a la violencia en nuestro país es mayor que en lugares caracterizados por fuertes conflictos internos como Liberia, Mali, Palestina, Bosnia y Herzegovina, Chipre y Georgia. Un dato preocupante es que con respecto a 2012 el número de desplazados en el país ha incrementado en un 12%, haciendo de esto un problema en expansión.

La principal causa de movilización interna en México se debe a la violencia relacionada al tráfico de drogas. Las zonas que más número de desplazados han registrado en los últimos años son los que se encuentran dentro del famoso triángulo dorado compuesto por Sinaloa, Chihuahua y Durango. Sin embargo, en otros estados como Chiapas, el número de personas que abandonan sus hogares se debe principalmente a la intolerancia religiosa y el resurgimiento de los grupos paramilitares en este estado.

La guerra contra las drogas en México ha causado que miles de personas tenga que dejar sus hogares para buscar seguridad en espacios desconocidos. De seguir con esta política de seguridad, podríamos llegar a alcanzar los altos niveles de desplazados que tiene Colombia. Las bandas del crimen organizado, la guerrilla y los grupos paramilitares son actores que ya se encuentran dentro de nuestro país y que podrían detonar en problemas similares a los del país sudamericano. Es necesario que se discuta y modifique el enfoque que ha tomado el Estado mexicano hacia el combate al crimen y principalmente hacia el tráfico y consumo de drogas.

Previo

Miki Asai y el viaje al microcosmos

Siguiente

Un regreso al control popular: la revocación de mandato en México

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *