La última y nos vamos: ¿Cuánto toman los mexicanos?

Uno de los paradigmas culturales mexicanos que más se han asentado en la imaginario colectivo de nuestra sociedad es que los mexicanos somos buenos para el trago. Bebidas como el tequila o el mezcal nos han hecho pensar que nuestras gargantas están hechas para las bebidas más fuertes del mundo y que cualquier otro agua ardiente es cosa de niños. Sin embargo, a pesar de esta idea que tenemos los mexicanos, a nivel mundial  México se encuentra muy por debajo de los países con mayor tasa de consumo de bebidas alcohólicas.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, los países con la tasa de consumo más alta en el mundo son:

País Tasa de consumo de alcohol por 100 mil habitantes
Bielorrusia 17.5
República de Moldavia 16.8
Lituania 15.4
Federación Rusa 15.1
Rumania 14.4
Ucrania 13.9
Andorra 13.8

Fuente: Informe Mundial de Situación sobre Alcohol y Salud 2014

Estos países europeos son quienes tienen el nivel de consumo de alcohol por persona más alto en todo el mundo. Si comparamos la tasa de México de 7.2 con países como Bielorrusia o Moldavia, la idea del mexicano “buen” tomador se convierte en un símbolo del imaginario colectivo más que una realidad. Inclusive si nos comparamos con países de la región, tampoco subimos mucho en la posición.

País Tasa de consumo de alcohol por 100 mil habitantes
Chile 9.6
Argentina 9.3
Venezuela 8.9
Paraguay 8.8
Brasil 8.7

Fuente: Informe Mundial de Situación sobre Alcohol y Salud 2014

A pesar de que nuestro país no forma parte de los primeros lugares en ambas tablas, México ha aumentado su nivel de consumo. Mientras que 2002 el porcentaje de personas entre 12 y 65 años que decían tomar alcohol con regularidad era de 64.9% en 2014 alcanzó el 71%.  De acuerdo con la Comisión Nacional contra las Adicciones, 27 millones de mexicanos dicen ingerir bebidas alcohólicas con regularidad. Los 5 estados del país con los índices más altos de consumo son: Nayarit, Zacatecas, Morelos, Puebla y Michoacán.

Si bien México aún se encuentra lejos de parecerse a países europeos o sudamericanos, es necesario que las autoridades sigan tomando medidas en el asunto ya que el alcohol es responsable de diversos malestares sociales.

  • El 70% de los accidentes están relacionados con el alcohol.
  • El 60% de los suicidios están vinculados con el uso de bebidas alcohólicas.
  • El 80% de los divorcios están relacionados con el alcohol.

Además de los problemas que el alcohol puede generar en la vida social de las personas, el consumo de estas bebidas tiene repercusiones importantes en la salud de las personas. Enfermedades como obesidad, cáncer, anemia, cirrosis y enfermedades cardiovasculares son solo algunas de las consecuencias causadas por el excesivo uso de alcohol.

Afortunadamente la idea que tenemos del mexicano “borrachales” parece ser más cosa de cuentos viejos o de películas mexicanas de la época de oro. La realidad es que en comparación con otros países, nuestro nivel de consumo de alcohol es bastante modesto. Sin embargo, es necesario que esta tasa siga manteniéndose a niveles estables debido a los problemas que pueden darse con el alto consumo de bebidas alcohólicas.  Las autoridades del país hasta el momento han hecho un buen trabajo al establecer horarios de venta en tiendas y licorerías y en mantener los famosos alcoholímetros. Por fin algo en donde podemos estar orgullosos de no ser los primeros.

_____

_____

Previo

Nos estamos quedando sin árboles

Siguiente

Lo que tienes que saber hoy (17/09/15)

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *